LAS RESISTENCIAS A LOS MILITARES

LAS RESISTENCIAS A LOS MILITARES
Y SI PENSÁBAMOS que los militares llegarían así de fácil a tomar el control de la Seguridad Pública en cinco de los principales municipios de Sonora, pues nos equivocamos. No es tan sencillo. Y para muestra, Cajeme, cuyo Alcalde, Sergio Pablo Mariscal ya pintó su raya y adelantó que el Coronel Jorge Manuel Solís no será el Comisario General de Seguridad Pública. Le dio la bienvenida al militar, pero estará en otro cargo, pero no como número uno en la estructura. El Comisario seguirá siendo Cano y Solís tendrá un cargo operativo.
¿Esto qué significa? Que Sergio Pablo Mariscal no ha aceptado ceder la seguridad a los militares, en este caso a Luis Crecencio Sandoval, Secretario de la Defensa Nacional, quien es el que  ha recomendado a varias de las figuras que llegaron a Sonora con el Visto Bueno del Secretario de Seguridad, Alfonso Durazo Montaño.
Así las cosas y con esas posturas el augurio es de choque.
Los militares no aceptan ser los segundos ni que los civiles les den órdenes.
EN EL CASO DE HERMOSILLO la situación es diferente.
El General Gilberto Landeros Briceño sí será Comisario General y seguramente se rodeará de personas de su entera confianza, y muy probablemente de formación militar.
Sin embargo no podemos asegurar que habrá una relación tersa. Con los militares no se sabe. Ellos traen su librito, estrategias y técnicas.
Esperemos que estos militares tengan entendimiento con las autoridades civiles de Guaymas, Empalme y Navojoa, si no las cosas no van a mejorar mucho.
Los Alcaldes deben ceder ante el poder de facto que es la milicia. ¿Hasta dónde están dispuestos? Es la gran interrogante.
INTERESANTE DATO NOS OFRECE el Décimo Censo Nacional de Gobierno, Seguridad Pública y Sistema Penitenciario Estatal del INEGI referente a que hasta el año 2018 había en Sonora 7 mil 230 personas privadas de su libertad en los 13 centros penitenciarios.
Estamos hablando de que en promedio cada penal cuenta con unos 600 internos.
Han quedado atrás aquellos tiempos se sobrepoblación del 70, 80 ó 90 por ciento.
Hasta hace 10 años la población penitenciaria era de alrededor de 14 mil personas.  La reinserción con esas ocupaciones difícilmente podía conseguirse. Eran los tiempos cuando se decía que eran realmente “universidades del crimen”.
Pero bueno, también hay que ver el vaso medio vacío y cuestionar ¿por qué habiendo tanto ilícito hay tan pocos delincuentes en la cárcel?
 
DESDE EL KIOSKO
Es una gran pena: Lily Téllez, la brillante Senadora de Sonora (es Senadora por Sonora aunque por aquí no se pare) por MORENA se descartó vía “tuit” de contender por la gubernatura de la entidad en 2021. Dicen que después de esa publicación de la ex conductora de TV surgió en Change.org y en varios sitios más la solicitud ciudadana para que la legisladora dé marcha atrás a esas pretensiones de no aspirar al mencionado cargo. Otros empezaron a organizarse para hacer manifestaciones, tomar carreteras y vías del ferrocarril. Esos ciudadanos sienten que Sonora necesita a Lily Téllez, que su aportación ha sido grandiosa y por lo tanto quieren más de ella. Y hasta ahí la dejo sobre Doña Lily.
No creo que por esto me vuelva a demandar.

Comentarios

menu
menu