FUE UN DEBATE ENTRE MUJERES

FUE UN DEBATE ENTRE MUJERES

SSSSSSSS…  El debate organizado por el INE cuya sede fue el Centro de las Artes de la Universidad de Sonora que se celebró ayer entre los integrantes de las fórmulas al Senado fue un ejercicio que puso en claro varios aspectos. Fue muy notorio desde un principio que el formato del INE enredó a los moderadores; los candidatos no utilizaron todo el tiempo que les fue asignado y en varias ocasiones se perdieron respuestas que pudieron haber sido decisivas en la calificación que habrá de otorgárseles a los participantes en este ejercicio.

Pero fuera de esos detalles, arrojó importantes datos el debate entre Alfonso Durazo y Lily Téllez de la Coalición MoReNa-PT-PES; Antonio Astiazarán-Lety Cuesta de Por México al Frente y Sylvana Beltrones-Maloro Acosta, de Todos por México: Todos ellos  cumplieron con la obligación de confrontar ante los sonorenses sus propuestas de trabajo sobre seguridad, combate a la corrupción, salud y educación, en caso de alcancen un escaño en la Cámara Alta.
La verdad es que, más allá de lo que les hemos escuchado ya a todos ellos sobre estos temas, el elemento novedoso es que el desarrollo de este debate recayó en lo fundamental en las mujeres, -desde el papel de la moderadora  Gabriela Medina- porque  fueron las que principalmente se encargaron de sacar a relucir  aquellos aspectos de sus adversarios con los que a su juicio los afectarían.
El enfrentamiento entre ellas fue directo, total, quedando de relieve que Lily Téllez entendió desde un principio que atacar a Sylvana Beltrones y Maloro Acosta no era el camino más seguro y aunque sí los golpeó con sus juicios erróneos, prefirió enfilar sus baterías hacia Toño Astiazarán y Leticia Cuesta.
Sin  embargo, Leticia Cuesta no dejó pasar por alto ninguno de los señalamientos de la Téllez y de paso también le dirigió ataques a Sylvana, mismos que fueron puntualmente respondidos con mucha más clase que como lo hicieron sus adversarias.
Sin duda, se notó el oficio político tanto de Sylvana como del Maloro, quienes refrendaron su primer lugar como fórmula en las encuestas, mientras que el segundo lugar en definitiva se lo llevaron Toño Astiazarán y Lety Cuesta, mientras que Alfonso Durazo y Lily Téllez no supieron estar a la altura de las expectativas que existían sobre ellos y se perdieron, ella en las descalificaciones sin sustento y él en repetir como ave entrenada las frases panfleteras de Andrés Manuel López Obrador, como que desde el Senado echará para abajo la Reforma Educativa; que otorgará la amnistía a los criminales y otras viejas consignas del candidato presidencial de MoReNa.
En síntesis, la imagen con la que nos quedamos de  este debate entre los candidatos al Senado de la República por Sonora, nos hace pensar que debiera ser el único en llevarse a cabo, pues los que presentaron propuestas concretas, viables, basadas en la realidad diaria no sólo del estado, sino del país, fueron únicamente Sylvana Beltrones y Maloro Acosta de la Coalición Todos Por México.
Un detalle sobresaliente del debate fue que ante las descalificaciones al gobierno de Claudia Pavlovich en los temas que se abordaron en este encuentro, por parte de los candidatos de MoReNa y el PAN, Sylvana Beltrones defendió con pulcritud y precisión los logros alcanzados y el reconocimiento que a nivel nacional se ha hecho de la Mandataria sonorense por los esfuerzos en contra de la corrupción; al tiempo que defendió su trabajo en la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, con lo que les demostró a sus adversarios que no necesita vivir en Sonora para hacer algo por su estado y su gente.
Por su parte, Maloro Acosta rebatió los ataques en su contra como Presidente Municipal de Hermosillo con las obras de pavimentación, el alumbrado, el rescate de espacios públicos y otros señalamientos a su paso por el Gobierno Federal.
De seguro las encuestas se moverán con base en este debate y sin duda, los del segundo lugar ya desde ayer ocupan la tercera posición; y viceversa Al tiempo.
SSSSSSSS… Temprano ayer miércoles, Antonio Astiazarán desayunó con los “cancunes” que comanda el empresario Carlos “Kaly” Rodríguez con quienes se abrió de capa y dijo con todas sus letras que “No sólo  é, sino el grupo que encabeza Manlio Fabio Beltrones son los que se sienten dueños de la política y del estado de Sonora. Palabras má, palabras menos.
También aseguró Toño que en materia de seguridad y en el combate a la corrupción, la administración de Claudia Pavlovich ha dejado mucho qué desear;  aunque ambas afirmaciones se quedaron en el terreno de las declaraciones, pues ni en la mañana como tampoco más tarde en el debate, aportó el ex Alcalde de Guaymas elementos suficientes que sustentaran sus dichos.
En su charla con los “cancunes” Toño Astiazarán defendió su derecho a abandonar las filas del PRI, un partido cuyos dirigentes en este proceso electoral  privilegiaron –dijo- las complicidades sobre las trayectorias.
Se siente optimista de ganar el 1 de julio, pues su campaña no es de promesas, sino que se basa en su trayectoria como político. Y descalificó las encuestas en las que la fórmula del PRI-PVEM-PANAL lleva la delantera.
Dijo que en el PAN fue recibido con los brazos abiertos y desmintió que exista un rechazo a su persona por haber pertenecido al PRI por 30 años. “Yo me siento con la conciencia tranquila y mientras ello así sea, no sentiré vergüenza de tomarme una foto con nadie”.
Yo no me veo aplaudiendo complicidsdes de mi partido.
Criticó que en el PRI “ahora atropellan trayectorias en arad de  complicidades” y subrayó que en ningún momento se le ha cuestionado por allegarme de recursos públicos.
Respecto a la demanda en sui contra por parte de MoReNa de “andar haciendo caravana con sombrero ajeno”, refiriéndose a su proyecto de Energía Sonora,  asevero que “si ellos quieren evitar que 20 mil familias no ahorren en el pago de su recibo de CFE, que se los digan a ellas”.
En ese tenor, afirmó que a él me lo han demandado el PRI y MoReNa NO porque vaya en el tercer lugar, sino en el primero. “En lo personal, yo nunca he sido  partidario de las campañas negras y los que las hacen siempre se equivocan”.
Prometió Antonio Astiazarán volver a la Mesa Cancún cuando haya logrado el triunfo en la elección del 1 de julio. Veremos.
SSSSSSSS… Margarita Zavala Gómez del Campo renunció a su candidatura presidencial independiente. No supo o no pudo aguantar las adversidades que le habían advertido le sucederían.
Hay quienes piensan que “La Calderona” es una mujer de mucho valor para tomar esa decisión y que podría resurgir como una figura política de peso en el futuro próximo.
Otros piensan que no se debe sobrevalorar su capricho, primero de ir a como diera lugar en las boletas y una vez logrado ese propósito, tirar todo a la basura.
Dicen éstos que “no se debe  canonizar la irresponsabilidad”. Acertado juicio

Comentarios

menu
menu